26 sept. 2011

Ronin

Ahora que el Gran Circo se marcha a Japón me he acordado de un gran amigo y mejor persona. Uno de los muchos que me fuí dejando por el camino inevitablemente, una persona muy especial, hecho a la cultura japonesa pero con el corazón todavía en España. Su profundo conocimiento de la cultura nipona lo aplicaba siempre a los miembros de aquel pequeño clan, cual maestro Sensei, aportándoles tranquilidad, confianza, y lo mas importante: unión.

Lo malo de aquel pequeño clan, curtido ya en múltiples experiencias, fué que su Daimyo (amo), estimaba a aquel clan mucho menos de lo que sus fieles servidores directos intuían. Al fin y al cabo, aquel pequeño grupo de samurais, curtidos ya, no sabía nada de aquel nuevo Daimyo ni cuales serían sus intenciones. Las largas ausencias y las continuas intrigas palaciegas, que el Daimyo siempre se preocupaba de ocultar, hicieron que aquel clan se volviera vulnerable e inestable. Los leales sirvientes ya no confiaban en el Daimyo, pero para cuando el amo y señor se dió cuenta, quiso solucionarlo y pedir perdón, pero ya era demasiado tarde, el daño ya estaba hecho.

Algunos de ellos decidieron marcharse, y el Daimyo, temeroso de que los demás lo abandonasen también, los reunió a todos en el patio del palacio y aireó las vergüenzas, los secretos y las intimidades de aquellos que se habían ido, culpándoles además de la mala marcha del clan y tapando así su propia incompetencia.

Aquellos que se habían ido se convirtieron así en Ronin. El Ronin era el samurai sin amo. Cuando un samurai perdía a su amo en una batalla o guerra, no tenía a nadie más a quién servir. La palabra Samurai viene del verbo japonés saburau que significa servir. El samurai que le prometió lealtad a su amo (o daimyo), era obligado a cometer seppuku o hara kiri, suicidio ritual. Esto se debía a que si un samurai tomaba esto en cuenta, servía y protegía mejor a su amo.
Al morir el daimyo, el samurai podía escoger entre dos caminos:
  1. Cometer seppuku: Hacer lo considerado honorable. Entregar voluntariamente la vida dado a que falló en cumplir su propósito como protector de su daimyo.
  2. Huir: El samurai que decidía escapar a su destino era considerado un cobarde por los demás samurais de los distintos clanes y considerado un ronin.
Como bien dije, al samurai que huía se lo llamaba Ronin que en japonés significa hombre que merodea o vagabundo. Todas sus pertenencias quedaban para su amo como castigo de su descerción y su familia no heredaba nada más que la deshonra. Un ronin era aquel que rompió con el bushido, con el camino del guerrero y por lo tanto había quienes lo despreciaban, incluso sus propios compañeros.

Como lectura recomendada estas dos semanas que nos quedan hasta Japón os recomiendo leer El clan Inugami de Seishi Yokomizo. Seishi Yokomizo nació en Kobe, en 1902 y falleció en 1981. Es el escritor de novelas de misterio más famoso de Japón. Ha vendido más de 55 millones de ejemplares, un éxito de ventas increíble, y sus libros se han adaptado a innumerables películas y series. El estreno de la versión cinematográfica de El clan Inugami fue el acontecimiento más espectacular de 2006 en su país.
Desde 1980, Seishi Yokomizo tiene un premio que lleva su nombre y se concede anualmente a la mejor novela de misterio.
El clan Inugami es la primera traducción al español de las obras de Yokomizo, y el libro más vendido de la serie del detective Kindaichi, un cruce entre Sherlock Holmes y Colombo.

Y terminando con Formula 1 este Offtopic bastante extenso también os recomendaría ver el próximo Gran Premio en diferido y no meterse madrugones a lo tonto, no merece la pena, de verdad, para ver lo mismo de las últimas carreras:
  • Vettel dandole al "turboboost" y si te he visto no me acuerdo.
  • Button, en su mejor año y con un coche al que parece que ha sabido acomodarse y encontrar los limites en un "quiero y no puedo" al final con Vettel.
  • Alonso con el "botijo colorao" o "camión rojo" como bien diría "le proffesor", que va mal en seco, mojado, con blandas, con duras y a las maduras.
  • Hamilton en su año mas destructivo, arruinando la carrera del primero que se ponga por delante y no se aparte a la primera.
  • Webber con alerón delantero distinto al de Vettel, con una altura en el coche también superior al de Vettel, como muy bien se han dado cuenta los medios ingleses ayer y sin embrague en las salidas.
  • Massa nervioso y meando fuera del tiesto a placer.
  • Algún que otro adelantamiento artificial y todos iguales y en el mismo sitio con el jodido cacharro artificial del DRS.

Dedicado a Yokomi.

17 sept. 2011

El Aguila de Titanio.

Sin duda uno de los coches mas bellos en la historia de la Formula 1, ganó una sola carrera: la de Spa en el 67, con el norteamericano Dan Gourney a los mandos, el creador de la bestia y fundador de la escudería Eagle-Weslake.

Fué la primera y única vez que ganó un coche enteramente norteamericano con un piloto norteamericano, inicialmente (el T1F del 66) montaban motores Coventry Climax, pero al año siguiente  ( el T1G del 67) ya montaron los monstruosos Gurney / Weslake V-12.

El  coche número 36 que ganó el Gran Premio de Bélgica en Spa-Francorchamps, en junio del '67 también ganó la "Carrera de Campeones" en Brands Hatch, en marzo de ese año. Fue nombrado "El coche de titanio", por el uso del titanio en la suspensión y componentes de escape. Su bañera estaba hecha de magnesio remachado. 

 Diseñado por Len Terry y construido por AAR Gurney en Santa Ana, CA, ofreció una nariz en forma de pico de un águila. El 2997 cc Gurney / Weslake V-12 presentó doble a la cabeza levas y cuatro válvulas por cilindro. El resultado sería 395-410 CV a 11.000 rpm y se atornillaba directamente a una transmisión Hewland 300 de 5 velocidades. El coche pesaba 530 Kilogramos en seco.
"El coche de titanio" participó en 25 carreras de F1, ganó 1, obtuvo 2 podios y 2 vueltas rápidas. Se retiró de la competición a mediados de la temporada 1968 y ahora está en una exposición en el Museo Miles Collier, en Florida.

Dan Gurney y Carroll Shelby fundaron All-American Racers en 1965, cuando Goodyear Tire & Rubber Company les pidió la construcción de autos de carrera de Indianápolis para romper el dominio de Firestone en la Indy 500. Parte del acuerdo fue que Goodyear también ayudara a financiar un esfuerzo en la Fórmula 1. Con el patrocinio adicional de Mobil, Castrol y muchos americanos individuales , AAR construyó cuatro coches de F1, todos ellos preciosos. La preciosa bañera azul metalizada con franjas blancas, las llantas de magnesio y el titanio de los tubos de escape hacen a este coche especial.
Dan Gourney en la Indy 500 en el 67.


 Pero además de su belleza este coche representa el final de una era pre-aerodinámica, una época de garajistas en la que un propietario-conductor con recursos y conocimientos mecánicos podía crear una máquina bellisima y muy potente, por aquella no existían los Neweys.


Hace unos años se subastó una versión americana del 67 que compitió en la Indy 500 por 200.000 dólares.

Una curiosidad: Bruce McLaren también pilotó este coche en el 67 (2 carreras)

Sean buenos y no sufran mucho hasta Singapur, bonitos recuerdos como este y la música que les he puesto al entrar en el blog hacen mas llevadera la espera.


Fuentes: STATS F1, MCDRIFTER Y LEGACYDIECAST

4 sept. 2011

Brasil 2002, abriendo puertas...

 Los recientes problemas laborales de Nick Heidfeld y la lamentable forma en que Lotus Renault le cerró la puerta me ha hecho recordar una de las situaciones mas cómicas de la Formula 1, una en la que Nick abrió puertas, la que aconteció en el Gran Premio de Brasil 2002.

  En aquellos años, la prueba carioca de Interlagos se celebraba a principios de temporada, concretamente el 31 de Marzo. Deberían de aprender ahora de como confeccionaban antes el calendario atendiendo a la climatología y las estaciones y no como ahora, todo en base a a acuerdos económicos y patrocinios, así nos va el pelo, nunca en ninguna otra temporada habíamos tenido tantas carreras en situaciones climatológicas adversas.

 Bien, pues en aquella prueba, Juan Pablo Montoya, con el que yo siempre he disfrutado, consiguió la pole, pero de poco le valió al colombiano, Shumacher, que también salia en primera linea, traccionó bien en la salida y Montoya se fué un poco largo en la primera curva, con lo que mantuvieron una bonita lucha hasta la curva 3, de la que el alemán salió con mas velocidad, ganándole la partida en la recta que sigue a la 3 y hasta la 4, pero un poco antes de la frenada de la 4, viene la desgracia para Montoya, el colombiano gana velocidad, ve que tiene hueco antes de la frenada, pero el alemán que viene con un ojo en los espejos, le cierra la puerta, Montoya destroza su alerón delantero contra la trasera de Michael, el teutón continua sin problemas y vence la carrera mientras que a Montoya se le acaban todas las opciones en esa curva 4.


 

 Pero vamos a los hechos en si del simpático incidente del que tratamos hoy, en la vuelta 19 el brasileño Enrique Bernoldi se accidenta con el Arrows A23 en el vértice de la curva 2 (un lugar en el que ya estamos acostumbrados a ver muchos accidentes), se sacan banderas rojas, sale el Safety-Car y el Medical-Car se para en el interior de la curva para auxiliar a Bernoldi, la situación es peligrosa, los coches ya han sido avisados, reducen la velocidad y sortean el peligro por el exterior de la curva sin problemas, pero entonces llega un Nick Heidfeld desbocado, con una velocidad no adecuada para la situación, frena bruscamente, se le descoloca el coche y se ve obligado a irse por lo verde, en ese preciso instante el conductor del Medical-Car se encontraba abriendo la puerta del coche para bajarse, cual sería la cara de tonto que se le quedaría cuando ve con estupor que "Quicknick" se la arranca de las manos. Me queda claro lo fuertes que son las puertas alemanas, porque no llega a arrancarse del todo, en cambio al Sauber de Nick, que por aquella compartía garaje con Felipe Massa se le rompe la suspensión. Veanlo ustedes mismos:


 

  Sin duda una de las situaciones mas cómicas de la Formula 1 y muy poco conocida, creo yo, por eso hoy he querido recordarla, un poco como homenaje a Nick que ha pasado por este deporte sin pena ni gloria, ha destacado mas por su regularidad y constancia y también porque lo mas bello de este deporte es su historia, al menos eso es lo que siempre he pensado yo y a lo dedico la mayoría de mis entradas.

 Creo que ya no veremos mas a Nick subido a un monoplaza, y los últimos rumores indican que ha llegado a un acuerdo económico con Lotus renault por el cual retira la denuncia que había presentado a la escudería y por el cual Bruno Senna ocupará su lugar durante todo el resto de la temporada.
Así son las cosas, antes se dedicaba a abrir puertas y ahora se las cierran, gracioso, ¿no?